Mi apuesta total por la gestión social y el bienestar

Publicado en: octubre 15, 2013

Hay muchas formas de entender una ciudad, una región o un país, para abordar de forma activa su camino hacia el desarrollo. Yo creo en la gestión social para el bienestar humano, y desde esa convicción he desarrollado un proyecto de vida lleno de retos a todo nivel, proyecto que hoy me tiene en una posición apasionante: la Secretaría de Gestión Social de mi ciudad natal, mi querida Barranquilla. Aquí, me he dedicado con pasión a trabajar por la gente, pero sobre todo por los niños, niñas y jóvenes, a causa de su valor estratégico para el presente y futuro del Distrito.

Para mí el desarrollo urbano, regional y nacional, tiene que partir del fortalecimiento del tejido social: del empoderamiento de cada grupo familiar y de cada individuo. Es la única forma de lograr una sociedad sostenible e innovadora, capaz de generar permanentemente nuevas propuestas de creación de valor y en últimas, capaz de reinventarse cuando sea necesario, como lo exige el mundo globalizado, competitivo y dinámico en el que habitamos.

Barranquilla me ha ofrecido la oportunidad de liderar su Gestión Social en un momento clave de su historia, el momento  en que la ciudad vuelve a florecer para todos, fiel a una tradición arraigada en su gente de ser motor y puerta de entrada del desarrollo socioeconómico y cultura del país. Este punto de inflexión histórico para la ciudad a mí me ha conducido a una conclusión poderosa, que comparto con la Alcaldesa Distrital Elsa Noguera: hay que aprovechar este instante para garantizar que la sociedad barranquillera nunca más detenga su marcha, para garantizar una generación de riqueza sostenible y un bienestar que llegue a la base de la pirámide.

Con base en lo anterior, creo en las Alianzas Público-Privadas, en la generación de valor compartido desde lo público (o como le llamarían algunos, la Responsabilidad Social desde el Estado), en un estado que debe acercarse a la gente y en la gente que es protagonista de su propio destino y que necesita más oportunidades y menos “pobrecito”. Creo como se diría coloquialmente en “enseñar a pescar” apartándonos del asistencialismo y empoderando mas a la comunidad.

Soy práctica. Creo que la Gestión Social debe ser esencialmente ejecutiva, sin tantas arandelas y con muchos indicadores de impacto que demuestren que sí se están cumpliendo las metas. Estoy convencida que el mayor servicio que le podemos prestar a la gente que en este momento está atrapada en la pobreza, es darle un enfoque práctico y técnico a su problema, en vez de caer en infinitas discusiones sin rumbo.

Por eso, por mi enfoque práctico, les cuento que hoy martes 15 de octubre de 2013 tendremos expertos internacionales sobre Primera Infancia en Barranquilla. Porque además de ser la Casa de nuestra Selección colombiana de fútbol, somos la ciudad protagonista de la Primera Infancia. Tenemos un trabajo que nos respalda, y los expertos Siobhan Fitzpatrick, de Irlanda, Norma Rudolph, de Sudáfrica, Patricia Sarlé, de Argentina y Luis Julián Salas Rodas, de Colombia (Medellín), vienen no sólo a enseñar, sino también a aprender.  Porque en esta esquina entre el Mar Caribe y el Río Magdalena están pasando cosas buenas. Y nuestro enfoque integral al tejido social de la ciudad ya está favoreciendo a una población estratégica como ninguna, los niños menores de cinco años. Nos debe obsesionar a todos volver a la capital del Atlántico, la capital mundial de la Infancia de Primera y de la Gestión Social Integral para el bienestar y el desarrollo urbano, regional y nacional.

Sin comentarios

Deja un comentario